Los datos abiertos salvan vidas

 

Los datos abiertos han contribuido a salvar vidas en varias partes del mundo. Permiten que la sociedad en su conjunto tenga un poder de respuesta más rápido y ordenado al tiempo que promueve la participación activa de las personas afectadas en la gestión de su cuidado favoreciendo el desarrollo de la resiliencia social, pues se aprovecha efectivamente la solidaridad de todas y todos. En una política de prevención de desastres acorde con la tecnología actual, el respeto de los estándares para producir y compartir información es vital, pues efectivamente los datos abiertos salvan vidas.

Mucha de la información producida por funcionarios públicos, en organismos públicos y con recursos públicos no es accesible en su real dimensión, no se libera respetando estándares y formatos que garanticen su usabilidad. En resumen no pueden ser usados por la sociedad para proteger y protegerse. Ejemplo vigente son los mapas de evacuación ante desastres, cambio climático o contaminación ambiental, que no pueden ser usados con la amplia variedad de la tecnología existente.

Mapas guías de evacuación

Como señala la Autoridad Nacional del Agua, estos mapas existen. Esta institución realizó 571 mapas guías de evacuación, tomando como base un estudio en que identificó 1090 Poblaciones Vulnerables por Activación de Quebradas 2015-2016. y que se entregaron al Indeci y Cenepred y a otros ministerios. Pero, no están disponibles en ninguna de las web de estos organismos. Esto a significado que la población no los conozca, además y especialmente, las personas que hacen investigación con esta información, y con la que podrían prepararse diversas herramientas para que la sociedad en su conjunto tenga acceso a una información tan importante como son los mapas de evacuación.

Fotos satelitales pre y post desastre

Las fotos del Perú SAT – 1 nos podrían servir para mapear de la forma más precisa posible justo el momento previo a las inundaciones, esto nos podría servir para hacer diferentes cálculos sobre el impacto de los huaycos y las lluvias en estas zonas. Para esta tarea ahora dependemos de las fotos de Bing (microsoft) y Mapbox que son de marzo de este año. A pesar de tener un satélite con esas características que puede servirnos diariamente de imágenes, estas no son accesibles. Es la peor de las limitaciones que podría tener.

Que organismos públicos tengan sus imágenes satelitales abiertas a todos los usuarios de su país y del mundo es una práctica que se ha desarrollado en países como México que liberó sus datos en 2015 o Ecuador que puso las imágenes a disposición de toda su ciudadanía para ofrecer información sobre Accesibilidad a Vias después del terremoto del 2016, donde además hay una disposición expresa que explica su uso con OSM. Se promueven la participación, el vínculo social y la economía local.

Participación comunitaria para responder a las crisis

Las comunidades de OpenStreetMap (OSM) y su equipo humanitario, Humanitarian OSM Team (HOT) han organizado respuestas colectivas a escala global a diferentes fenómenos naturales agudizados por el cambio climático, epidermias, guerras y deficiencias en gestión de resiliencia.

Localmente, en Perú, se están desarrollando actividades y reuniendo experiencias de georeferenciación de datos usando los mapas colaborativos de OSM, para encontrar puntos de acopio de ayuda o eventos relacionados o los puntos de distribución de agua potable de SEDAPAL, o para señalar los distritos afectados por los huaycos, lluvias e inundaciones en la costa del país. Para mejorar estos datos y ponerlos a disposición de todas​ y todos es necesaria una política de gobierno abierto y open data que nos permita una mejor gestión del impacto en la sociedad, ahorrando recursos que puedan canalizarse a una mejor planificación.

Este es un momento importante que nos pone a prueba como sociedad, para que más personas puedan ayudar necesitan esta información con urgencia. En este momento es todavía más importante que en cualquier otro, las autoridades han anunciado desde el COEN una semana más de intensas lluvias, es necesario que los organismos públicos correspondientes respetan los estándares y difundan información que es vital para todas y todos.

 

Aquí una explicación de la participación de OSM, HOT y los datos abiertos por Luís Hernando Aguilar Ramirez, quien ha sido oficial de ONU, como la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinacion Humanitaria OCHA, la Misión de Naciones Unidas para la respuesta para la emergencia causada por el virus del Ébola en África occidental y la Organización Mundial de la Salud ente otros organismos.

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *